Policiales

Forzaron la puerta y robaron dinero de la quiniela de Del Valle y Defensa, en plena tarde

4loc_1024x698

Una vez más, la agencia de quinielas ubicada en avenida Del Valle y pasaje Defensa fue blanco del accionar de delincuentes. Ayer por la tarde, en horario de escaso movimiento en una jornada de intenso calor, lograron ingresar al local luego de forzar la puerta para sustraer unos cuatro mil pesos y escapar sin ser descubiertos por ningún vecino.

El nuevo hecho de inseguridad se registró alrededor de las 15.30 cuando el local permanecía cerrado, y fue advertido poco después por una empleada cuando acudió al comercio a cumplir con su jornada laboral en el turno tarde.

En un rápido accionar, los autores del atraco violentaron el cerrojo de la puerta de blindex y una vez en el interior comenzaron a revisar todo en busca de dinero. Así, quitaron pizarras colgadas de las paredes en un intento por descubrir una caja fuerte, según sospecharon los responsables del lugar.

Finalmente, de la caja registradora se llevaron dinero producto de la recaudación del turno mañana para luego darse a la fuga.

El episodio de ayer por la tarde siguió a otro ocurrido el viernes de la semana pasada en horas de la madrugada cuando violentaron una de las ventanas laterales que dan al pasaje Defensa, oportunidad en la que no lograron sustraer nada.

Sin embargo, la quiniela ha sido en al menos otras cinco veces escenario de hechos delictivos, uno de ellos un robo a mano armada, ocurrido en junio del año pasado.

Sin movimientos

Mientras en la comisaría Segunda se radicaba la denuncia por robo, una de las empleadas contó a este Diario detalles de lo ocurrido y estimó que “faltó de la caja alrededor de cuatro mil pesos”.

“Cuando llegué, puse la llave y noté que estaba la puerta abierta. Y cuando entré estaba todo revuelto, con las pizarras en el piso”, describió Gabriela.

Luego de dar aviso a la encargada, de la atípica situación, se comunicó con el Sistema de Emergencias 101 Mejorado y a los pocos minutos se hicieron presentes los efectivos policiales.

Indicó que ningún vecino alcanzó a advertir lo que sucedía en la agencia y describió que es un horario en el que hay escaso movimiento y actividad comercial, más aún durante el verano.

En cuanto a los antecedentes, la empleada repasó que el viernes pasado “nos rompieron el vidrio y no se llevaron nada, pero antes ya habían entrado y revolvieron todo y después en un asalto dejaron a mi compañera encerrada en el baño”. En definitiva, estimó que “fueron cuatro o cinco” los hechos en el local.

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil