Opinión

“Tandil… lugar soñado y/o poceado”

web_carta1

Los lectores escriben, El Eco publica

Señor Director:

Gran sorpresa me llevé cuando leí días pasados en El Eco de Tandil que el Municipio había hecho un relevamiento de los baches que había en la ciudad y que quedaban entre 500 y 600 baches por reparar.
Al confiar de la veracidad del medio, mi primera impresión fue pensar que la gente que hizo el relevamiento está muy flojita en matemáticas o que le falta recorrer un poquito más este bendito suelo que dice ser soñado.
Soy un vecino más de esta ciudad, de esos que pagan todos sus impuestos nacionales, provinciales y municipales (que no son pocos ni baratos), y que transita bastante a diario por la ciudad y más aún por el hermoso barrio de Villa Italia.
Seguramente como lo han hecho para ocasiones anteriores, ahora, antes del 22 de octubre voy a ver a más de uno (funcionarios municipales y políticos en general) caminando por nuestra querida calle Quintana hablando con los vecinos para saber cuáles son sus necesidades. Pero Villa Italia no es solamente la calle Quintana y el momento para saber de las necesidades de los vecinos no es solamente 15 días antes de cada elección. Basta con alejarse unas pocas cuadras de Quintana y ver el desastroso, lamentable y calamitoso estado de las calles de este barrio.
Por eso, me ofrezco a colaborar con la gente que hizo el relevamiento del Municipio (que creo que se quedaron cortos) y les comento que en calle Dinamarca desde Ruta 226 hasta el comienzo del predio de Obras Sanitarias, uno de los accesos a la ciudad, debe haber unos 50 baches, más otros 50 que debe haber en calle Ameghino entre La Movediza y Beretervide.
Pero “el bache”, lo visité yo el sábado 30 de septiembre por la noche (día de lluvia) en la intersección de las calles Quintana y Magallanes, donde hay cuneta y un tremendo pozo, acompañado por otros de menor magnitud (acompaño foto), y que dejó como saldo mi auto roto como muestro en la imagen. Esto es solo daño material, pero intento imaginar también si ese pozo lo agarra un motociclista, desconociendo cuál puede ser su suerte.
Consulta, ¿a quién le reclama un vecino de la ciudad cuando le pasa algo como me pasó a mí?
Entiendo, desde mi modesto pensamiento, que debería ser el Municipio quien responda por estos daños, ¿no?
Me quedare (ojalá no sea en vano) esperando una respuesta.

Javier L. Di Giano
DNI 20.502.792

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil