La Ciudad

Los vecinos de La Elena visitaron el Cuartel de Bomberos por un plan para evitar los incendios

__res_elena-3

Integrantes de la Comisión Vecinal de La Elena visitaron el Cuartel Central de Bomberos y mantuvieron una reunión donde evacuaron sus dudas, se capacitaron y recibieron consejos para evitar y actuar ante un incendio forestal. Además, iniciaron un plan de acción para preparar las viviendas de la mejor manera y evitar los riesgos.

Una de las propuestas del jefe Ramón García para seguir trabajando en conjunto consistió en que una vez adoptadas todas las medidas en las casas, personal de bomberos visite La Elena y realice un diagnóstico sobre situaciones de inminente riesgo ante un foco ígneo. Este trabajo comenzará en enero, pero se extenderá durante el año para poder observar los resultados a fines de 2017. “Esperemos que se replique en otros lugares también”, expresó Ramón García, al tiempo que valoró la actitud de estos vecinos en plena temporada de incendios.

Por su parte, Luis Albornoz recordó que todos los años padecen focos ígneos de magnitud y buscan mitigar su impacto, además de capacitar a los habitantes de la barriada para que no arriesguen sus vidas de manera innecesaria.

“Hace años que venimos trabajando, haciendo cortafuegos, pidiendo que se mejoren los accesos para los bomberos. Siempre lo coordinamos con la Municipalidad, pero esta vez se nos ocurrió preguntarle al jefe de Bomberos si estaba de acuerdo en que participemos de una charla con ellos para que nos instruyan sobre qué hacer. Muchas veces ha pasado que corren riesgo las vidas de los vecinos porque con mucha voluntad quieren ayudar, sofocar el fuego, y corren riesgo de vida porque el humo o el fuego los pueden matar”, explicó el referente barrial en relación a las motivaciones que derivaron en la capacitación.

Albornoz destacó que en los últimos años mantuvieron varios cortafuegos del ancho de una calle, con pasto verde, que redundaron en beneficios debido a que los focos se frenaron al llegar a las zonas resguardadas.

“Cuando hay un incendio, los vecinos quieren colaborar y nadie sabe cómo. Entonces la inquietud fue ir a preguntarles a los que saben qué hacer”, expresó y agregó que asistieron 18 personas de la barriada.

Por otro lado, adelantó que Ramón García “nos propone hacer una especie de certificación por parte de Bomberos de las casas que están de acuerdo a lo que ellos piden, que no tengan malezas; que no tengan amontonamiento de leña cerca de lugares peligrosos, por ejemplo, una chancha de gas o de la casa. Ellos se van a encargar de hacer una especie de certificación”.

Fuerte compromiso

Frente a las jornadas de arduo trabajo, Ramón García resaltó que “tenemos vecinos que se movilizan, se comprometen, tienen la voluntad de mejorar y de proteger a su familia y su patrimonio, como la gente de La Elena. Los recibimos en el Cuartel, encabezados por Luis Albornoz, y vinieron tratando de buscar respuestas en cuanto a qué medidas defensivas adoptar para estar lo más tranquilos posible”.

El jefe del Cuartel Central destacó la reunión en la que se informaron cuestiones importantes tanto para los vecinos como para los bomberos. Tras esa primera experiencia, acordaron repetir el encuentro y avanzar en un diagnóstico del barrio.

“La Elena este año, gracias a Dios, viene sin ningún incendio, pero hubo épocas anteriores en las cuales realmente se la vio bastante comprometida porque se encuentra en una zona forestal importante, por lo tanto, un incendio allí puede llegar a traer aparejados daños de consideración”, dijo.

Las medidas

En tanto, Ramón García señaló que “se le sugirió a los vecinos que adopten las medidas necesarias para no tener que lamentar los daños que puede llegar a ocasionar un incendio forestal”.

En principio, repasó que se aconseja desmalezar en forma permanente, lo que contribuye a que el incendio baje en cuanto a la intensidad y no tomen fuego los árboles para luego propagarse a los techos de las viviendas.

Además, recomendó limpiar los techos de hojas y ramas secas, porque ante el calor puedan llegar a tomar fuego y trasladarse al interior de la casa. Por otro lado, ante un incendio forestal, las personas deben permanecer adentro de los domicilios, ya que podrán soportar el humo. Deben evitar autoevacuar para no exponerse a un accidente de tránsito o por el apuro de la huida.

“Si se toman las medidas necesarias, las viviendas son un lugar seguro para que las personas puedan permanecer durante un incendio. Más allá de que también es una zona segura para que el personal de bomberos pueda trabajar sin tener que exponerse como lo hizo últimamente”, aseveró el jefe del cuartel.

Por último, García confirmó que fue el único barrio de Tandil que se acercó a pedir asesoramiento, al tiempo que valoró la preocupación y compromiso, con la asistencia de unas veinte personas que escucharon la charla, participaron y recorrieron las instalaciones del cuartel, además de conocer el equipamiento que tienen para salvaguardar a las personas y sus bienes.

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil