La Ciudad

El Concejo propuso al Ejecutivo que establezca un plazo de prueba para las bicicletas públicas

web_Ersinger Claudio 17-01 (3)

El expediente para la convalidación del convenio entre el Municipio y la empresa Eycon SA -la única que se presentó al llamado a licitación- para la implementación de las bicicletas públicas volvió este lunes al Departamento Ejecutivo. Fue tras el estudio que realizó la Comisión de Economía del Concejo Deliberante que, entre otros puntos, planteó a las autoridades comunales la posibilidad de incorporar una cláusula que permita rescindir el contrato en caso de que el sistema no funcione como se espera.

Lo cierto es que la iniciativa, anunciada junto con los otros dos sistemas en marcha, fue proyectada inicialmente para mediados de 2015 y poco después se suspendió la licitación.

Con 200 unidades que fueron entregadas en comodato en diciembre de 2014 por el Banco Macro, se decidió darle un especial impulso al proyecto para este año, por lo que se solicitó una actualización de la cotización a Eycon SA, la única empresa que se presentó al llamado oportunamente convocado.

En diálogo con El Eco de Tandil, el concejal del PRO e integrante de la Comisión de Economía, Claudio Ersinger, brindó detalles de lo conversado en la reunión que mantuvieron con los funcionarios del Departamento Ejecutivo.

En principio, contó que en el marco del análisis que realizaron con el resto de los concejales observaron algunas cuestiones a discutir, ya que advirtió que “no es un tema simple porque hay que ver cuál es la visión que se tiene sobre el tema”.

 

Los temas abordados

Entre las cuestiones que discutieron, mencionó el uso obligatorio del casco porque señaló que “las personas que hagan uso de las bicicletas van a tener la cobertura de un seguro por accidente, pero siempre y cuando tengan el casco puesto”.

Con lo cual, teniendo en cuenta la cantidad de motociclistas que no lo utilizan, sumado a la responsabilidad de que en este caso serán bicicletas públicas, remarcó que habrá que dejar en claro cuál es la responsabilidad que le compete al Municipio en ese sentido.

A los efectos entonces de anticiparse a posibles demandas por lesiones, sostuvo que “hay que prever este tema”.

Por otro lado, precisó que se les planteó a las autoridades municipales la posibilidad de establecer una cláusula que permita rescindir el contrato con la concesionaria en caso de que el sistema no funcione como se espera.

“Como tiene un costo mensual que hay que pagarle a la empresa, planteamos la posibilidad de rescindir el contrato, cuya duración es de cuatro años. Con lo cual, si el sistema no tiene la respuesta que uno espera, el canon que hay que pagar es importante”, advirtió Ersinger.

 

La planificación

En detalle, confirmó que “las bicicletas que el banco Macro entregó en comodato son 200. El Ejecutivo, en su proyecto, está pensando probablemente poner en funcionamiento unas 150 para quedarse con algunas para reposición. Y, en cuanto al número de estaciones, creo que son entre 8 y 10”.

Seguidamente, el concejal del PRO aclaró “el sistema no está pensando para paseos turísticos, sino para un segmento de la población -que no necesariamente son los estudiantes que ya cuentan con el sistema PASE, por el cual tienen el transporte público gratuito-, sino para comerciantes, profesionales y gente que tiene que ver desde su casa a trabajar y volver”.

“Personas que de alguna manera -recalcó- también lo pueden pensar hasta como para hacer una pequeña economía porque el valor de los 30 minutos de uso de la bicicleta va a estar aproximadamente en el 50 por ciento de lo que es el del boleto plano o de la hora de estacionamiento”.

Por otro lado, Ersinger se refirió a las cuestiones vinculadas a infraestructura urbana que figuran en el contrato entre Eycon SA y el Municipio. “Lo que dice es que estas estaciones las va a poner la empresa, que también pondrá un vehículo con personal para asistencia en el caso de pinchaduras, roturas, como así también se hará cargo del reemplazo de bicicletas y de que estén siempre las estaciones cubiertas con la dotación que requieren, en fin, una serie de cuestiones operativas”, enumeró.

 

“Va a llevar un tiempo”

Por todo ello, confirmó que el Ejecutivo deberá pagar “un canon importante”, por lo que reiteró que desde la Comisión de Economía plantearon la posibilidad de incluir en el contrato una cláusula para poder rescindir el contrato en caso de que el servicio no dé el resultado esperado.

“Vino el secretario de Gobierno, junto a otros dos funcionarios, y se le planteó cuál era la proyección que tenía el Ejecutivo de recaudación con respecto al servicio para ver si de alguna manera eso podía llegar a equilibrar entre lo que hay que pagarle a la empresa con lo que va a ingresar”, insistió.

Por su parte, el edil consideró que “va a llevar un tiempo hasta que la gente incorpore que está la posibilidad de salir en la bicicleta y se acostumbre”, aunque afirmó que “lo que le interesa al Municipio es estimular su uso por ser un sistema que va a descongestionar el centro de vehículos, entre otras cuestiones”.

 

La factibilidad

Más allá de sus dudas, reconoció que hay que esperar a que se ponga en funcionamiento y ver qué ocurre durante los primeros meses. “A su vez, se verán también los números para ver si es autosustentable o si vamos a estar cuatro años poniendo plata entre todos los vecinos para un sistema en el que por ahí se usa el 10, 12 o 15 por ciento de las bicicletas”, deslizó.

Por lo pronto, Ersinger confirmó que el expediente volvió al Ejecutivo con el fin de poder ver la posibilidad de incorporar al contrato la cláusula de rescisión anticipada, ya que “hoy por hoy –señaló- el convenio no está cerrado porque requiere la convalidación del Concejo”.

“Mientras tanto -finalizó- la idea también es ir dilucidando de qué manera el Ejecutivo nos pueda explicar cómo va a hacer para asegurarse que quien use la bicicleta utilice el casco. Y otro dato por ejemplo es que no está previsto que se pueda cruzar la Ruta 226, es decir, quienes van al Campus Universitario o quienes viven en el norte de la ciudad no van a poder hacer uso del servicio porque no se puede cruzar la ruta con la bicicleta. Entonces, hay muchos temas en los que hay que seguir avanzando”.

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil