Interés General

No se queje si no se queja

web_miqueja (acercar la moto porfi)

Ezequiel escribió a miqueja@eleco.com.ar para denunciar y mostrar una situación que le causó enorme preocupación.

En principio, contó que “hace unos días, fui a La Movediza, y mientras hacía ejercicios en los aparatos de avenida Lunghi y Pujol, pude notar que gran parte de las motos que circulaban por esa calle, acceso al cerro, subían a la senda aeróbica peatonal, en vez de circular normalmente por la calle”.

El lector remarcó que “esto es peligroso, ya que (creo innecesario aclararlo, pero lo hago de todas formas) pueden atropellar a algún niño o a cualquier otra persona que circula por donde le corresponde, que es la senda para peatones”.

Agregó que “es más, yo subí a visitar la Piedra Movediza, y al bajar hacia los aparatos de ejercicios, tuve que esquivar varias veces a las motos que se les ocurría circular por la senda aeróbica, utilizándola como si fuera una calle; no entendiendo que la calle acceso a La Movediza es de doble mano, y que las sendas aeróbicas son para personas que circulan a pie”.

Molesto, Ezequiel expuso que “no logro entender porqué se les hizo costumbre hacer esto, ya que ni siquiera obtienen beneficio alguno para sus motos, porque hay menos piedras en medio de la calle, que en la senda. Creo conveniente poner carteles que indiquen que está prohibido circular por la senda aeróbica con vehículos. Suena bastante estúpido, ya que una persona con materia gris en su cerebro no lo haría, pero hay gente que no entiende o prefiere hacer lo que le da la gana en los espacios públicos. No esperemos a que ocurra alguna tragedia más. Evitemos lo evitable”.

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil