Interés General

La Agremiación Médica de Tandil apuesta a la calidad científica y de los profesionales

web_5loc

La Agremiación Médica de Tandil, fundada el 29 de abril de 1994, es una de las entidades que reúne a profesionales de la salud y que cuenta en la actualidad con más de 180 socios. Su premisa es fomentar la solidaridad entre los profesionales asociados y la de estos con los del resto de la provincia de Buenos Aires. También, facilitar el desempeño profesional en su área de influencia y promover el debido reconocimiento de la dignidad del trabajo médico a través de esta asociación y de las entidades preexistentes o que se puedan llegar a crear en el futuro.

Su actual presidente es el reconocido doctor Daniel Gallo, quien recibió a este medio en su consultorio, luego de un largo día de trabajo, aunque como él se definió “es un apasionado de la medicina”.

En principio, expresó que “como su nombre lo dice, es una entidad gremial médica que consigue el trabajo para los colegas en las negociaciones con las obras sociales y defiende el trabajo médico. Esos son nuestros resortes”.

Sobre las negociaciones que se llevan a cabo con las distintas obras sociales y el pago correspondiente, indicó que “lo que realmente complica a las obras sociales y a la seguridad médica es lo que en realidad complica a todo el país. Si en Argentina no hubiera inflación, todo andaría bárbaro, el problema surge porque con la inflación el atraso de los pagos de las obras sociales repercute mucho en los profesionales, pero esto es para todas las personas, ya que vivimos en Argentina y no vamos a ser los médicos una excepción a la regla. La realidad es esta, por más que genere molestia. Por supuesto que uno intenta que se acorten los pagos, cosa que a veces se puede y otras no, ya que va de la mano con la realidad económica del país”.

Aseveró que “ojalá que -no por nosotros, sino por todos- la economía se estabilice de una buena vez y los argentinos podamos tener una temporada larga de paz y tranquilidad, que es un poco el deseo de todo el mundo. Si bien la Agremiación representa a los médicos, no nos podemos olvidar de la gente y del trabajador que con estos problemas ve acotadas aún más sus posibilidades y que también los costos de la medicina se han elevado mucho”.

Pensando en el futuro inmediato, sostuvo que “los objetivos fundamentales son la calidad científica y la calidad del trabajo médico. Esas dos variables son las que nos llevan a trabajar en esta profesión”.

El trabajo

Muchos son los médicos de las distintas especialidades que se han sumado a las internaciones domiciliarias que funcionan en la ciudad prestando sus servicios. Al ser consultado sobre esta nueva modalidad que ya lleva bastante tiempo, señaló que “la internación domiciliaria, tomada como corresponde, es para aquellos pacientes que tienen poder de recuperación o rehabilitación en algunos casos y en otros, lamentablemente, que están muy comprometidos para poder mantenerlos en su hábitat y fuera de los lugares de internación”.

Evaluó que “no hay camas suficientes en Tandil, ya que creció la población y no fue acompañado con un crecimiento en la cantidad de camas en internación. La otra cuestión es que hay muchos cuidados que se le pueden brindar al paciente con problemas en su domicilio que siempre es mucho mejor que estar lejos de casa. Eso anímicamente y psicológicamente ayuda en la recuperación y los que no son así, están rodeados de sus afectos”.

“Cada día me
gusta más”

Daniel Gallo comenzó estudiando la carrera universitaria y fue en el transcurso de la misma que decidió su especialidad. “Mucha gente dice que es por vocación y otra que lo determina la carrera, y en mi caso fue así, pensé que era la carrera en que más cómodo me iba a sentir y, aparte de no haberme equivocado, cada día me gusta más. En este lugar (su consultorio) es donde estoy más feliz, atendiendo a la gente. Empecé con clínica médica y cardiología en forma simultánea”.

Remarcó que “los años han pasado muy rápido, pero siento todavía las ganas de seguir estudiando y dando exámenes. Sigo capacitándome constantemente e inclusive viajo a un hospital en Madrid donde me sigo formando”.

Al ser consultado sobre si esa experiencia lo nutría profesionalmente, dijo que “vez cosas que se adelantan, especialmente medicamentos y métodos terapéuticos. La medicina en Argentina es muy buena y muy respetada en todos los lugares del mundo. Tenemos médicos muy bien capacitados y sin bien nos hemos quedado en otros temas como la educación, en el tema de la salud no. Estamos muy bien y muy bien vistos, nos respetan mucho, lo que me genera mucho orgullo que nos reconozcan”.

Sobre la formación de nuevos profesionales, precisó que “los colegas vienen muy bien formados y ahora se manejan más las especialidades más chicas que son las cuatro básicas, clínica, pediatría, ginecología y cirugía”.

La comisión directiva

Presidente: Dr. Oscar Daniel Gallo.
Vicepresidente: Dr. Francisco Ramón Belén.
Secretario: Dr. Rubén Coser Navarro.
Secretario de actas: Dr. Carlos Giménez.
Tesorero: Dr. Caros Valdés Peinado.
Protesorero: Dr. Rolando Tamburelli.
Vocales: Dr. Ernesto Osvaldo Blasi, Dr. Atilio Miguel Abitante, Dr. Eduardo Calistro, Dr. Pablo Julián Alí y Dr. Diego Guzmán.
Revisores de cuentas titulares: Dr. Julio Tamburelli y Dr. Sandro Trigilia.
Revisores de cuentas suplentes: Dr. Guillermo E. Pecelis y Dr. Eduardo Hugo Diez.

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil