Deportes

Otro final agónico que le da la espalda a Unión

web_tonga

Por Fernando Izquierdo, de esta Redacción

fernandoizquierdo@hotmail.com

 

Unión y Progreso sigue sin conocer la victoria en la temporada 2017/18 del Provincial de Clubes de básquetbol. Anoche, en Villa Italia, sufrió su tercera derrota consecutiva, cayendo por la mínima diferencia ante Los Indios de Junín, que se llevó por 74-73 el cotejo correspondiente al interzonal 1-2.

Los tandilenses tuvieron la chance de quedarse con el juego en la última acción, pero no tuvieron puntería y terminó masticando bronca por otro traspié apretado.

Y también por haber comandado el score durante casi todo el partido.

La visita arrancó mejor y se adelantó 10-4 antes del primer pasaje positivo del dueño de casa. El mismo estuvo liderado por un Silveyra inspirado en el primer cuarto. El base olavarriense hizo añicos la defensa de la visita con sus penetraciones y les enseñó el camino a los suyos para irse en ventaja al primer descanso (22-15). Para edificar esa ventaja, también fue importante Grutzky, muy decidido con sus cortes al canasto.

Un parcial de 15-0 les valió a los de Zulberti su primera diferencia considerable en el juego (19-10).

Paolín tomó nota de cómo su equipo perdía ciertos duelos individuales y en pos de no permitir más conversiones en bandeja propuso una defensa zonal. Con ese dispositivo controló a los perimetrales tricolores, pero le proporcionó mayores espacios a un Trapote que comenzó a tomar temperatura.

Pero la inconsistencia, lógica en un equipo aún en formación, fue el déficit que terminó condenando a Unión, que empezó a evidenciarlo en el segundo cuarto. Recurrentes errores en el traslado, con Silveyra descansando, fueron aprovechados al máximo por Los Indios, que clavó un parcial de 8-0 para devolverle la paridad al juego.

Pero Unión volvería de los vestuarios con energías renovadas. Ajustó su defensa y del otro lado estableció un sostenido desnive,l entre sus altos porcentajes y cierta endeblez defensiva de los juninenses. Grutzky, el mejor tricolor de la noche, volvió a tener gran injerencia mostrando actitud y criterio para resolver las ofensivas. Como alternativas aparecieron sendos triples de Novara y Gastón González, y fue así que el local mostró su mejor versión de la noche.

Pero una vez más sería efímero. Los Indios tuvo la virtud de no dejarse quebrar, aún cuando su rival cerró el penúltimo capítulo con el techo de su diferencia (60-48). Otra vez presa de su irregularidad, el tricolor se sometió a otro final sufrido. El experimentado Pablo Martínez apareció en toda su dimensión para anotar en el cuarto decisivo 14 (con cuatro triples) de sus 25 puntos del juego y también sobresalió Vincenti, de enorme segunda mitad.

Ello y las lagunas en ataques en las que se sumergió el equipo de Zulberti fueron situaciones que, combinadas, propiciaron un cierre a pura emoción. Novara igualó en 72 con un triple con poco más de medio minuto por delante. Y poco después Silveyra fue a la línea, anotando 1 de 2. Del otro lado, Adriano Di Biaggio no falló en su serie y le dio ventaja mínima a los suyos, con seis segundos por consumirse. Pese al apremio, Unión se las ingenió para tomar un tiro cómodo que Trapote no pudo capitalizar.

Así terminó de gestarse otra derrota para el tricolor, que posiblemente cale hondo desde lo anímico, por tratarse de la tercera consecutiva en el marco de una campaña que no sabe de victorias, y por la frustración que depara ver cómo se escapa un juego que estuvo al alcance de la mano.

Compartí esta nota

Deja tu comentario

Sobre el autor

El Eco de Tandil

El Eco de Tandil